Deportes

Se encontraron con oro; Nick Bosa brilla con los 49’s

El novato aceleró su proceso para llegar la NFL y en menos de un año estará presente en el Super Bowl

CIUDAD DE MÉXICO.

Nick Bosa sacrificó su última temporada colegial para participar en el Draft de la NFL 2019. A casi diez meses de ser la primera selección de los 49’s de San Francisco y la segunda global, está en el Super Bowl LIV al que llega como uno de los jugadores clave para el esperado duelo ante los Jefes de Kansas City.

Bosa proviene de una familia en la que siete miembros han pasado por la NFL incluyendo su hermano Joey, actualmente con los Cargadores de Los Ángeles y su padre John, quien jugó con Delfines de Miami. Pero será el primero en participar en el partido por el campeonato.

En su árbol genealógico el personaje de mayor impacto nada tuvo que ver con el Futbol Americano, pero sí con la mafia italiana. Su bisabuelo Tony Accardo fue guardaespaldas y sucesor de Al Capone.

El ala defensiva de los 49’s de San Francisco nació el 23 de octubre de 1997, cinco años después de la muerte de Accardo, pero conoce perfectamente la historia de su bisabuelo. Al igual que su hermano Joey, ha llegado a comentar que le hubiera gustado convivir con él.

Bosa, en su año de novato, es uno de los más destacados jugadores en su posición y en la actual postemporada ha sido un dolor de cabeza para sus rivales. Su rudeza le costó una multa económica en el duelo ante Vikingos de Minnesota. Por sus características se perfila para ser el enemigo público número uno del quarterback de los Jefes, Patrick Mahomes.

Apartado del historial turbio de su bisabuelo, Nick heredó del famoso gángster la frialdad que muestra en los emparrillados, es ahí donde se transforma en un brutal golpeador e intimidante cazador de cabezas.

El próximo sábado, un día antes de la gran cita, podría ser nombrado Novato Defensivo del Año luego de la extraordinaria temporada en la que registró 47 tacleadas y fue el segundo mejor de su equipo en capturas con nueve. Además, tuvo dos recuperaciones de balón y una intercepción entre sus números más destacados.

Esa distinción la recibió su hermano mayor hace tres años.

Nick nació en Fort Lauderdale, Florida, a unos kilómetros de Miami, sede del Super Bowl LIV por lo que se espera que un gran número de familiares y conocidos acudan para apoyar a los 49’s. Ahí, en el máximo escenario, intentará acaparar los reflectores como lo ha hecho a lo largo de temporada.

La relación con su bisabuelo es apenas una anécdota.

Eso no es algo de lo que hablamos … No tiene nada que ver con que mi hijo juegue al futbol”, expresó Cheryl Bosa, la madre de Nick, en una entrevista con el San Francisco Chronicle, en la que se negó a abundar más sobre su abuelo.

Mostrar mas

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button