Avance

Miembros de Guardia abandonarán Sedena; tienen la opción de volver a ser militares

Senadores buscan garantizar el carácter civil del nuevo cuerpo de seguridad, por lo que no pueden pertenecer también a la milicia

Por Agencias

CIUDAD DE MÉXICO.

La incorporación de militares en la Guardia Nacional requerirá su separación temporal de las Fuerzas Armadas sin perder ningún derecho laboral y con la posibilidad de regresar a la institución castrense a la que pertenece, pero mientras sea parte de la Guardia no será considerado militar en activo, a fin de garantizar el carácter civil de este cuerpo de seguridad, pactaron los líderes parlamentarios del Senado.

Además, los legisladores federales ratificaron que los servicios de la Guardia Nacional sí les costará a los estados y municipios, para lo cual desarrollaron todo un capítulo que precisa los convenios de colaboración entre los distintos niveles de gobierno y la consecuente corresponsabilidad en todos los aspectos,

De acuerdo con información obtenida anoche por Excélsior, los soldados y marinos que sean adscritos a la Guardia Nacional estarán funcionalmente separados de su institución de origen y estarán sujetos a la disciplina, mando y fuero civil, pero conservará su grado, rango y todas sus prestaciones sociales y laborales.

Se les respetarán sus derechos

De igual manera, los coordinadores parlamentarios acordaron que cuando alguno de los militares adscritos a la Guardia Nacional decida regresar a su institución de origen, ya sea a la Semar o Sedena, se le respetarán todos los derechos que tenía cuando fue trasladado a la Guardia pero, además, todos los méritos que haya logrado en la Guardia se le tomarán en cuenta en su institución castrense para que puedan considerarse para su antigüedad y ascensos.

Dado que la Guardia Nacional es una institución de carácter civil, los militares que sean adscritos a ella conservarán sus grados militares, pero con un equivalente civil; al momento de regresar a la milicia recuperará la denominación militar correspondiente, incluso si en la Guardia fueron ascendidos o condecorados, al momento de regresar a su institución de origen se le reconocerán en su denominación militar.

Por la tarde, el coordinador de los senadores del PRD, Miguel Ángel Mancera, expresó que “tenemos que encontrar nosotros estas garantías, que no quede ninguna duda de esto, de que hay mando civil, que hay cadena de mando civil, que hay fuero civil, que no están sujetos a ningún otro, porque ese fue precisamente parte del debate constitucional”.

Por su parte, el presidente de la Junta de Coordinación Política del Senado, y quien encabezó la negociación del paquete de leyes de la Guardia Nacional, Ricardo Monreal, destacó que “no hay duda, se profundiza el carácter civil, se profundiza la disciplina policial y se garantiza el mando civil sobre todos los integrantes de la Guardia Nacional.

“Pero, además, se aceptan y se trasladan a las leyes las recomendaciones de la ONU, de Amnistía Internacional, de la Corte Interamericana de Derechos Humanos y de colectivos de derechos humanos.

“Es un catálogo enorme en materia de disciplina, de capacitación, de formación, de integración, es un catálogo enorme de disposiciones que retomamos de la ONU, de Amnistía y de la Corte Interamericana, en materia de derechos humanos”, resaltó.

Mostrar mas

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button