Nacional

En Ciudad Juárez, ciudadanos van por la revocación del alcalde Armando Cabada

El Instituto Estatal Electoral (IEE) de Chihuahua aprobó el pasado cuatro de agosto dos solicitudes de revocación de mandato contra el presidente municipal de Juárez, Armando Cabada Alvídrez.

Las dos agrupaciones que han promovido la terminación anticipada del gobierno de Cabada Alvídrez deben reunir 54 mil 895 firmas (5% de la lista nominal de Juárez), pero la recaudación del apoyo ciudadano permanece suspendida por la pandemia.

El pasado 13 de agosto el Consejo del IEE resolvió suspender todos los procesos de participación política hasta el 31 del mismo mes, por considerar que existe un alto riesgo de contagios en las actividades de captación de firmas.

 

En caso de que las condiciones epidemiológicas del municipio de Juárez (que actualmente acumula más de la mitad de los casos de COVID-19 en Chihuahua) lo permitan y los promoventes logren reunir las firmas necesarias, se realizaría una jornada de votación en la que se preguntaría a la ciudadanía:

¿Estás a favor de la revocación de mandato del ciudadano Héctor Armando Cabada Alvídrez, presidente del municipio de Juárez?

Las solicitudes de revocación de mandato, un instrumento estipulado en la Ley de Participación Ciudadana de Chihuahua vigente desde 2018, fueron presentadas el pasado 10 de marzo, justo a la mitad del segundo mandato de Cabada Alvídrez, quien preside Juárez desde octubre de 2016.

 

Al respecto, el alcalde Armando Cabada Alvídrez ha mencionado que las agrupaciones que promueven la revocación ocultan intereses político-partidistas y buscan afectar sus aspiraciones rumbo a la gubernatura de Chihuahua.

Por lo anterior, presentó el 12 de agosto una impugnación contra la revocación, al considerar que las solicitudes contienen errores legales y que la pregunta en la resolución del IEE es parcial. Ahora será el Tribunal Estatal Electoral de Chihuahua el encargado de resolver dicho recurso.

“Es un asunto que no voy a tratar ya públicamente. Creemos que está viciado de origen, que tiene un sesgo político-partidista, que no tiene la intención de lo que es la herramienta de la revocación de mandato, y que además está con graves errores legales, así que recurrí a un derecho que tengo”, dijo Cabada.

 

Proponen protocolos sanitarios para recaudar las firmas

El ciudadano Jesús Salaiz Ruedas, quien encabeza una de las agrupaciones que promueven la revocación, opinó que el IEE de Chihuahua ha utilizado la contingencia sanitaria para retrasar el proceso que podría remover a Cabada Alvídrez de la Presidencia Municipal de Juárez.

Señaló que, a pesar de que han entregado al menos tres protocolos sanitarios para la recolección de firmas, no han obtenido respuesta del Consejo del Instituto, por lo que prevén que ésta se lleve a cabo hasta que el estado avance a amarillo o verde en el semáforo epidemiológico (actualmente está en naranja).

Salaiz Ruedas dijo además que, mientras el proceso permanece suspendido por la contingencia sanitaria, el gobierno de Cabada Alvídrez realiza eventos públicos que aglomeran a decenas de personas, en los que se entregan despensas, botes de basura y material de construcción.

 

“Nosotros ya metimos una inconformidad ante el Instituto ¿Por qué a nosotros sí se nos están poniendo estos obstáculos (la postergación de la recolección de firmas) y al presidente municipal, por ser el presidente, no le restringen que aglomere a las personas?”, cuestionó.

De acuerdo con el ciudadano, la intención de remover a Cabada de la Alcaldía está motivada “por la mala administración que lleva, tiene a Juárez destruido, con baches, sin alumbrado público”.

Por su parte Catalina Castillo Castañeda, representante del colectivo ‘Juárez Decide’, la otra agrupación que pide la revocación de Cabada, dijo que desde julio han adaptado un protocolo sanitario para el trabajo territorial, basado en las medidas difundidas por las Secretarías de Salud estatal y federal, además de protocolos internacionales.

 

Castillo Castañeda, quien además es directora de la Organización Popular Independiente (OPI) en Ciudad Juárez, opinó que la implementación del instrumento de participación implica un aprendizaje para la ciudadanía y la autoridad, y que es un derecho que debe respetarse.

“Es una situación nueva para los ciudadanos y ciudadanas, y también para la autoridad. Deberán dejar que se realice este ejercicio ciudadano y respetarlo, porque es nuestro derecho según la Ley de Participación Ciudadana”, dijo.

 

Asimismo la consejera Fryda Licano Ramírez, presidenta de la Comisión de Educación Cívica y Participación Ciudadana del IEE, opinó que el Instituto debe garantizar y promover la participación ciudadana en Chihuahua, en todos los ámbitos y no solo en lo que corresponde a elecciones.

“Yo considero que una atribución más importante del IEE es garantizar la participación ciudadana en cualquiera de sus ámbitos, ya sea en el electoral o mediante un mecanismo de índole político o social”, dijo.

Mostrar mas

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button