Deportes

Fiesta verdeamarela para la Copa América

Cinco años después de organizar el Mundial, Brasil vuelve a ser anfitrión de un torneo de importancia; de aquella justa de 2014 aún duele el recuerdo de la derrota de 7-1 en semifinales ante Alemania. Japón y Qatar son los invitados al tradicional certamen continental

Agencias

SAO PAULO.

Anfitriona y favorita en todos los extremos, un poderoso Brasil, que parece no extrañar a Neymar, inaugura hoy la Copa América ante una frágil pero valiente Bolivia, en su camino por hacerse de su noveno trofeo continental.

Ocho veces campeón de este torneo (1919, 1922, 1949, 1989, 1997, 1999, 2004 y 2007), jamás ha cedido este galardón cada vez que ha sido el país sede (1919, 1922, 1949 y 1989).

Pese a ello no consigue quedarse con la Copa América desde el 2007, cuando venció 3-0 a Argentina en Venezuela. Y no ha llegado a la final en las últimas tres ediciones.

“Brasil es uno de los favoritos; estamos jugando en casa con el apoyo de nuestra hinchada. Nuestra selección viene muy bien montada”, dijo Cafú, emblemático lateral de la verdeamarela, campeón del mundo en 1994 y 2002.

Neymar, envuelto en un escándalo tras una acusación por presunta violación, debió dejar el equipo tras lesionarse en un amistoso contra Qatar, que la Canarinha ganó 2-0. “Tite (el técnico) ahora puede pensar solamente en armar un equipo vencedor, cosa que, con Neymar y todo, a pesar de él ser el mejor, nunca consiguió”, escribió el comentarista deportivo Juca Kfouri.

Tite ha colocado en la ofensiva sangre fresca. La actuación de Gabriel Jesúsante Honduras alegró al técnico, pero quedó más impresionado aún con el desempeño de Firmino y de David Neres, el del Ajax, quien fue preferido por Tite antes que Vinicius (Real Madrid) o Lucas Moura (Tottenham).

 

TEMAS RELACIONADOS:
Mostrar mas

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button