Avance

José discutió con ‘Eli’, la estranguló y se llevó a sus hijos

Familiares exigen justicia por la muerte de la maestra y madre de dos menores; ‘estamos conociendo el infierno’, dice la tía de ‘Eli’

PUEBLA

“Santa María, Madre de Dios, ruega por nosotros pecadores, ahora y en la hora de nuestra muerte. Amén”

Entre lágrimas y oraciones, familiares y amigos le dieron el último adiós a María Elizabeth, una joven madre, profesionista y emprendedora que fue asesinada por su exesposo el pasado 14 de febrero.

Muy dolidos, estamos destrozados, estamos conociendo el infierno, es lo peor que le pueden hacer a una familia, esto fue un feminicidio, así fue calificado y buscamos justicia para mi sobrina. Tenía muchos proyectos, estaba muy dedicada, al final no se merecía esto”, dijo Aglaé Garrido Méndez, tía de Elizabeth

“Eli”, como era conocida en su familia, tenía 32 años, era maestra en pedagogía, dedicó su vida a la docencia y rehabilitación infantil.

La tarde del viernes, José Ernesto, expareja y padre de sus dos hijos, fue por los niños al domicilio de “Eli” porque le tocaba cuidarlos el fin de semana. Una vez que subió a los pequeños al automóvil la pareja comenzó a discutir dentro de la casa.

El sujeto empujó a Elizabeth y la estranguló con un cable, luego huyó en su vehículo, llevándose a los menores. Vecinos que escucharon los gritos, pidieron auxilio a las autoridades, sin embargo, fue muy tarde: La joven había muerto.

Es una tristeza la que nos embarga, lo que pedimos es justicia para ‘Eli’. Impotencia por no poder hacer nada. El dolor que se queda para nosotros, sus amigos, como su familia, es devastador”, señaló Pilar Rojas, amiga de Elizabeth.

Fue una gran amiga, una gran maestra, y la vamos a recordar con mucho amor. Duele, duele mucho. No hay palabras para describirlo, me duelen sus hijos, me duele que haya fallecido de esa manera”, expuso Claudia Pedraza, docente y compañera de Elizabeth.

Ayer lunes se ofició una misa de cuerpo presente en memoria de Elizabeth en la capilla del Sagrado Corazón de Jesús, ubicada al sur de la ciudad de Puebla; posteriormente, sus seres queridos llevaron los restos de Elizabeth hasta el panteón de la colonia Guadalupe Hidalgo, donde tendrá su última morada.

“ENTRE TUS MANOS ESTÁ MI VIDA”

Leonardo y Jorge, hijos de Elizabeth, ya se encuentran con su familia materna. En tanto, la Fiscalía General del Estado inició una investigación para dar con el paradero del presunto responsable, quien se sabe, es maestro de educación física en Puebla. La familia de la víctima clama justicia para que este asesinato no quede impune.

Hay un prófugo, que es José Ernesto; por favor, queremos que se haga justicia. La vamos a extrañar muchísimo, siempre estará en nuestra vida y corazón porque fue un gran ser humano”, refirió Aglaé Garrido Méndez, tía de Elizabeth.

Mostrar mas

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tambien puede ver

Close
Back to top button