Regional

Pide UDC inclusión y no discriminación en universidades

El Pleno Del Congreso del Estado aprobó un punto de acuerdo para solicitar al Ejecutivo instruya al titular de la Secretaria de Educación para que se aplique la Política de Inclusión Educativa Estatal en todos los niveles y solicitó a la Comisión Nacional Para Prevenir la Discriminación realice una investigación en el caso de discriminación a la joven con Síndrome de Down, Brely de la Cruz y Flores por parte de las autoridades de la Universidad Pedagógica Nacional en Nueva Rosita, Coahuila. La Diputada Zulmma Verenice Guerrero Cázares de UDC presentó el documento donde relató el caso de la joven estudiante que fue discriminada en sus estudios universitarios cuando cursaba la carrera de psicología educativa pues no aplicaron los principios y programas de inclusión educativa. Destacó que la atención del caso carece de sensibilidad, responsabilidad y profesionalismo por parte de las autoridades educativas de Coahuila específicamente en el plantel UPN en Nueva Rosita Coahuila. “La joven con síndrome down ha crecido con el acompañamiento de sus padres y familia logrando derribar barreras y estereotipos, logrando ser ejemplo para muchos”, refirió. La legisladora señaló que aunque Brely y sus padres acudieron a las autoridades educativas correspondientes: Tanto con la Directora del Plantel de la UPN y el Director de Formación Continua y Profesionalización Docente de la Secretaría de Educación del Estado no actuaron de forma sensible e incluyente. Refirió que es un gran logro que Brely se encuentre en la actualidad abriéndose camino para cursar una carrera universitaria y dirigiendo los esfuerzos de la asociación ciudadana “Rompe Barreras A.C” que fomenta la inclusión y la no discriminación. La Legisladora hizo referencia al marco jurídico nacional e internacional que fortalece la educación inclusiva. Según encuesta realizada por la CONADIS en 2017 destaca que 6 de cada 10 personas con discapacidad fueron discriminadas y se les negó un derecho a cualquier demanda incluso a la educción. Asimismo los adolescentes entre 12 y 24 años no van a la escuela, no porque no quieran, porque no existen las condiciones mínimas en las que el Estado garantice en sus leyes que puedan acceder a una educación de calidad hasta los niveles medio superior y superior. Lamentó que a pesar de que en Coahuila contamos con una ley para el Desarrollo y la Inclusión para las personas con discapacidad, esta no es aplicada de forma homogénea en todos los niveles educativos. Y recordó que el pasado 19 de febrero el Congreso del Estado aprobó un decreto donde se declaró que el año 2019 sería el año “de respeto y protección a los derechos humanos en el estado de Coahuila” Reconoció la disposición del Ejecutivo del Estado para fortalecer un derecho humano tan prioritario como la educación, pero lamentó que las autoridades educativas no lo garanticen. El Diputado Emilio Alejandro De Hoyos Montemayor destacó que según el programa de inclusión educativa de la SEP menciona que la educación es un derecho universal que incluye a TODOS los que se encuentran aparados en este derecho. Además establece que no se puede ofrecer lo mismo para todos porque la oferta homogénea produce desigualdad. “Es por ello que no entendemos como tanto la directora de la UPN en Rosita Coahuila y el director de Formación Continua y profesionalismo Docente contestan de una manera tan abrupta, común e insensible” destacó Guerrero Cázares.

Mostrar mas

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tambien puede ver

Close
Back to top button