Avance

Piden fortalecer finanzas del gobierno; entrevista a Alfonso Ramírez Cuéllar

Asegura que lo más urgente es desplegar con mayor fuerza un incremento del gasto para atender la emergencia sanitaria

CIUDAD DE MÉXICO.

Al aclarar que lo urgente ahora es atender el desempleo, apoyar a las microempresas y auxiliar a los municipios, el presidente nacional de Morena, Alfonso Ramírez Cuéllar, afirmó que, una vez pasada la emergencia, a finales de este año, habrá que tomar medidas fiscales que fortalezcan financieramente al Estado.

En entrevista con Excélsior, el diputado federal con licencia adelantó que ya cuenta con el proyecto de reforma al artículo 31 de la Constitución para establecer el concepto de la progresividad y la justicia fiscal, “porque los que más tienen, deben aportar más”.

Proponen más impuestos a cigarros

Se pronunció a favor de diseñar en un futuro inmediato un impuesto a las grandes fortunas, para lo cual, dijo, se necesita concretar su propuesta de medición de la riqueza con el auxilio del Inegi.

Ramírez Cuéllar afirmó que para el presupuesto de 2021 podrían concretarse los impuestos a los productos relacionados con la diabetes, la obesidad y la hipertensión, padecimientos que destacan, dijo, en la mayor parte de los contagios y fallecimientos por covid-19.

“Se necesita una actualización adecuada, sobre todo en cigarro y en alcohol. Es fundamental dar ese paso con el que estaríamos recaudando una cantidad cercana a los 60 mil millones de pesos que sería un sustento fundamental para el tercer nivel de salud”, adelantó.

Reseñó que intentos anteriores se frustraron por la presión que refresqueras, empresas de las bebidas alcohólicas y tabacaleras ejercieron sobre los legisladores.

“No es una lucha sencilla. Hay muchos intereses en juego. Pero vale la pena seguirla dando y creo que la vamos a lograr para terminar con la vergüenza de que México tenga el primer lugar mundial de obesidad”, confió.

Consideró viable realizar, a finales de este año, una gran convención fiscal en la que los gobiernos federal y estatales puedan hacer un compromiso para fortalecer la recuperación económica, el impulso del empleo y generar nuevos sistemas de protección.

LO URGENTE PRIMERO

El dirigente de Morena fue reiterativo en precisar que, “en estos momentos de la emergencia sanitaria, nadie está proponiendo un incremento de impuestos”.

Explicó que “lo urgente y lo más importante ahora es desplegar con mayor fuerza un incremento del gasto para atender la situación trágica” que enfrentan los millones de personas que han perdido su empleo formal o informal, así como la quiebra de pequeñas empresas con menos de 50 trabajadores, que “son las que más están sufriendo”.

Dijo que también es importante auxiliar  a los municipios que han tenido que erogar recursos adicionales para enfrentar medidas de emergencia y que no tenían presupuestados.

“Aunque el gobierno federal está cumpliendo de manera religiosa con la entrega de todas las participaciones, flexibilizando la operación de varios fondos que se derivan de la coordinación fiscal, también es importante atender una situación particularmente difícil por la que atraviesan los municipios”, describió.

Posteriormente, comentó, vendría una etapa de evaluación del esfuerzo realizado por el gobierno en la inyección de recursos. Y a partir de ahí tomar medidas adicionales.

EL DEBATE QUE VIENE

“Pero al final del año, cuando estemos discutiendo el paquete económico para 2021 y ya que pase la emergencia, tenemos que ver una serie de medidas de carácter fiscal que nos permitan restituir el gasto erogado de manera adicional en la actualidad y además fortalecer fiscal y financieramente al Estado mexicano para cumplir con las funciones básicas principalmente en materia de salud, educación y de inversión productiva”, previó.

“Ese debate fiscal tiene que darse una vez que haya transcurrido toda la emergencia económica y sanitaria. En este momento nadie está proponiendo, simple y sencillamente se están poniendo sobre la mesa el tema de la progresividad fiscal”, aclaró.

Consideró que a las reformas de noviembre pasado (regulación del comercio electrónico, combate a la planeación fiscal agresiva de empresas multinacionales, entre otras), tendrán que seguir ahora nuevas medidas como de un tratamiento especial para los productos que generan un alto costo, cuellos de botella y colapso del sistema hospitalario, particularmente en el tercer nivel.

Ramírez Cuéllar consideró que debe darse, además, un acuerdo para actualizar las contribuciones de las que tienen que responsabilizarse los gobiernos estatales y municipales. “Porque de nada sirve modificar el pacto fiscal, si lo único que vamos a repartir es pobreza”, señaló.

Proponen más gravámenes

Interrogado sobre la viabilidad de aplicar un impuesto de 3 % a la riqueza, particularmente a fortunas de más de mil millones de dólares, como lo propuso el subsecretario Maximiliano Reyes (SRE), a finales de mayo, en un foro con legisladores de su partido, el presidente de Morena respondió:

“Sí, claro que sí (es viable). Por eso creo que es necesario la medición de la riqueza, para ver a partir de qué umbral podría iniciar una tasa diferenciada. Porque ahora todos tenemos las mismas tasas del ISR: usted, yo, Slim, Salinas Pliego. Y por eso nuestra propuesta de que en la Constitución debe quedar establecido el estudio y el análisis de las grandes fortunas. De tal manera que no cometamos arbitrariedades y a partir de determinado monto se fije la sobre tasa, tal como lo sugiere el subsecretario y prácticamente toda la gente decente a nivel internacional”.

Los datos

  • Para el presupuesto de 2021 podrían concretarse los impuestos a los productos relacionados con la diabetes, la obesidad y la hipertensión, padecimientos que destacan en la mayor parte de los contagios y fallecimientos por coronavirus.
Mostrar mas

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button