Avance

Buscan frenar nueva red de comunicación

CIUDAD DE MÉXICO.

La Comisión de Seguridad Pública del Senado de la República busca que sea la misma empresa, Airbus SLC, quien conserve el mantenimiento y operación de la Red Nacional de Radiocomunicación (RNR), también conocida como Red Iris, aduciendo que es una infraestructura “que forma parte del patrimonio público de una nación por las grandes inversiones históricas que en su despliegue y operación se realizan, así como las propias características intrínsecas de su arquitectura”.

Además, en el dictamen del que Excélsior tiene copia, se asegura que “al tratarse de un bien destinado a una causa de utilidad pública que contribuye a la seguridad nacional y desarrollo de las tareas cotidianas de seguridad pública, resulta estratégico su preservación, mantener su valor y utilidad para los fines de seguridad, en apego a los principios de eficiencia y economía que deben regir el uso de los recursos empleados en su mantenimiento y actualización”, a pesar de que se ha demostrado que es ineficiente, no está abarcando todo el territorio nacional y que está hackeada y desencriptada por el crimen organizado.

Jorge Negrete, presidente de Mediatelecom Policy and Law, y quien ha seguido de cerca la evolución de la RNR, asegura que es inverosímil que se diga en el dictamen y proposición con punto de acuerdo del coordinador del grupo parlamentario del PRD, Miguel Ángel Mancera, que esta red es patrimonio de la nación.

Esta red está bajo un monopolio de una empresa desde hace 20 años, es el único caso en América Latina que tiene una plataforma cerrada y que es un queso gruyere debido a que están infiltrados todos los grupos criminales del país. Van 15 o 16 años que no se ha encontrado una solución a temas de seguridad pública en México, y una red de comunicación que no es digital, que no es abierta y colonizada por una sola compañía, eso es más caro que invertir en una nueva.

Acaso no se recuerda el caso de Aguilillas, Michoacán, donde se pudo ver a través de la televisión cómo 30 personas atacaron a un equipo de policías, y donde a través de la Red Nacional de Radiocomunicación se escucha a los elementos decir que están siendo acribillados, otro diciendo que lo ayuden porque está muriendo, mientras los criminales se burlan y amenazan por la misma red que de seguir su persecución habrá más muertes. Ahí está demostrado que el crimen organizado está infiltrado en la RNR”.

 

SIN DIGITALIZACIÓN

Para Negrete, no estar incorporado a una red digital es estar perdido y arriesgando la vida del personal de la Guardia Nacional, y que a pesar de que el grupo parlamentario del PRD diga que es más caro cambiar toda la infraestructura, una o varias vidas por ello no tiene precio.

Hoy en día los equipos que se usan en otras partes del mundo muestran signos vitales de los policías, ¿aquí existe eso? Los equipos mandan información en tiempo real, geolocalización del portador, graban en tiempo real y mandan imágenes a un centro de control, ¿aquí existe eso? La RNR es obsoleta, ya está vulnerada y no destinar inversión a una nueva por asegurar que es patriminio público por la inversión destinada (10 mil 273 millones como se mencionó en la edición de ayer en Excélsior), es inverosímil, suena a otra cosa”, agregó.

 

¿VIDAS O AHORROS?

Para la Comisión de Seguridad Pública del Senado, actualizar la red actual, de Airbus, permitiría extender su vida útil hasta 15 años y soportar un aumento de radios de uso hasta en 80 por ciento, es decir, alrededor de 80 mil nuevos. El costo de ello sería de mil 658 millones de pesos, mientras que un cambio de tecnología demandaría 5.2 mil millones de pesos. Además, que, de ser sustituído, el Estado mexicano tendría que asumir una pérdida por un valor de 5.4 mil millones de pesos, “pues ése es el valor histórico actual de la RNR”.

En este punto, Juan Ferro, CEO de Teltronic, asegura que esto es falso, pues de adoptarse una nueva red abierta, se puede usar la misma infraestructura y equipos más novedosos y seguros, a precios más económicos y sin caer en el monopolio de una sola firma, con la misma plataforma Tetrapol TDM, pero ya abierta, con IP y Banda Ancha, que salvaría vidas sin olvidarse del ahorro.

Hay que cambiar todas las claves de encriptación, dar de baja las terminales vulneradas, mejorar los sistemas de gestión, e inclusive cambiar digitalmente cada semana las encriptaciones de equipos para, en caso de que sean robados o hackeados, no se puedan filtrar”, explicó.

Cruz Pérez, senador de Morena e integrante de la Comisión de Comunicaciones y Transportes, dijo que después de una investigación realizada sobre los orígenes de la corrupción, “me encontré con el dato vinculante de que los países que tienen tecnologías cerradas de radiocomunicación en materia de seguridad, como es México, presentan los mayores índices de percepción de corrupción”.

Dijo que, en contraparte, los países con menor índice de corrupción usan tecnologías abiertas en materia de seguridad, lo cual les ha garantizado una encriptación segura de datos y comunicación, lo que les ha permitido reducir el costo de inversión en el tema de seguridad.

En su momento las tecnologías cerradas de radiocomunicaciones fueron un concepto válido, pero que se fue condenando asimismo por la monopolización, ya que bajo un esquema de tecnología cerrada un único proveedor es quien fija las reglas y el precio, lo cual desde mi punto de vista limita los avances tecnológicos”.

Mostrar mas

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *