Deportes

Jorge Capetillo y Tyson Fury, una amistad inquebrantable

El cutman mexicano Jorge Capetillo jamás imaginó que el coronavirus lo fuera a golpear dos veces: el primer golpe llegó en julio, cuando tuvo que cerrar su gimnasio al contraer la enfermedad; y el segundo, unas semanas después, luego de cumplir con su aislamiento y descubrir que le habían robado todo lo que tenía en su negocio. La situación no podía ser peor.

“Fue un golpe muy fuerte. Ver que todo el esfuerzo de años desapareció. Pero estoy muy agradecido con Andy Ruiz y con Tyson Fury, ellos me ayudaron a ponerme de pie”, declaró en entrevista el mexicano, al que se le atribuye haber salvado el récord invicto de Fury cuando fue cortado por Otto Wallin en 2019, meses antes de que enfrentara por segunda vez al estadunidense Deontay Wilder.

© Proporcionado por MilenioFury estaba tan agradecido por su trabajo que no bastó con el bono de 5 mil dólares (101 mil pesos) que le dio esa noche; el campeón británico, en el momento que se enteró de la situación médica de Capetillo, le envió dinero y se mantuvo al pendiente de su progreso mientras estaba en cuarentena.

 

“Más allá de lo que podemos ser arriba de un ring, somos una familia. Es una amistad muy bonita. Tanto Fury como Andy Ruiz son muy buenas personas, es un honor llamarlos amigos. Durante la pandemia estuvieron muy al pendiente de mí y de mi familia para saber que no nos faltara nada”, abundó.

De vuelta a la acción

Ahora, las cosas están por cambiar de nuevo, pues a poco más de un año sin actividad del Rey de los Gitanos, el equipo se prepara para encarar lo que esperan sea el reto más importante de su carrera y este fin de semana el inglés regresa a Las Vegas para arrancar con su campo de entrenamiento.

Por años Fury calentó la posibilidad de enfrentarse a su compatriota Anthony Joshua en un duelo que promete llamar la atención del mundo, pero no fue hasta que destronó a Wilder que aumentó la probabilidad.

 

© Proporcionado por Milenio 

Este duelo de unificación servirá para arrojar al siguiente campeón indiscutido de los pesos completos, el primero en la era de los cuatro organismos rectores. Joshua pondrá sobre la línea las coronas de la Asociación Mundial de Boxeo, Federación Internacional de Boxeo y de la Organización Mundial de Boxeo; mientras que Fury expondría el título avalado por el Consejo Mundial de Boxeo.

 

“Es una pelea impresionante, de gran importancia y pues primeramente Dios empezaremos a entrenar la siguiente semana, pues estuve hablando con él y me dijo que llegará este domingo a Las Vegas. Aún no sabemos bien la fecha, ni la sede, pero es una pelea que no se puede ni se debe tomar a la ligera. Para ganar habrá que estar al cien”, agregó el de Guadalajara, que lleva 19 años viviendo en Las Vegas.

Con un gimnasio de nuevo completo, Capetillo sumará su conocimiento al entrenador Javan “Sugar” Hill – ex boxeador y policía de Detroit – para llevar a Tyson por una preparación que le ayude a dominar al medalla de oro olímpica en Londres 2012 y multicampeón profesional.

 

“Esta pelea va a definir su legado, ya Tyson Fury si sale con la mano en alto se posicionará como uno de los mejores pesos completos… esta división ahora es una de las mejores con muchos nombres importantes, pero antes de fijarnos en más rivales hay que enfocarnos en Joshua quien tiene mucha calidad”, explicó.

 

Esta será la tercera pelea que Capetillo comparte con Fury y el hecho de encarar un compromiso que tiene tintes históricos lo hace sentir más orgulloso que nada.

“A nivel personal estoy muy agradecido ir paso a paso y fuerte, con bastante trabajo y disciplina. Como mexicano poder demostrar quienes somos y con mi fé seguir demostrando que con Dios todo se puede”, finalizó.

Mostrar mas

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *