Avance

“La Corte no es un partido de oposición”; Arturo Zaldívar, en entrevista

El ministro presidente asegura que, en México, difícilmente se ha tenido una Corte más fuerte que ésta. “Cuando nosotros fallemos, seré el primero en reconocer, pero eso no va a pasar”, enfatiza

Por Agencias

CIUDAD DE MÉXICO.

En México, difícilmente se ha tenido una Corte “más fuerte que esta”, aseguró Arturo Zaldívar Lelo de Larrea, presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN).

En entrevista con Excélsior, el ministro dijo que muchas de las cosas que se realizan actualmente no se habían hecho “nunca en el Poder Judicial”. Consideró que hay personas interesadas en generar conflicto para tratar de suplir con la Corte lo que la oposición perdió en las urnas.

“La Corte no es un partido de oposición, es un tribunal constitucional y es un órgano equilibrador que tiene a su cargo la defensa del orden constitucional mexicano”.

Zaldívar enfatizó que la independencia de la institución no está cuestionada y que a los jueces no les toca competir en la arena política.

Para el ministro presidente, los analistas deben buscar el origen de las opiniones vertidas en contra de la SCJN, pues carecen de fundamento.

“No es una Corte débil (…) Si empezamos a tener una conducta en nuestras sentencias que no sea independiente, que vengan las críticas, porque es injusto, interesado y poco serio decir que el Poder Judicial es sumiso.

“Cuando nosotros, que no va a suceder, fallemos, seré el primero en reconocer, pero eso no va a pasar, la Corte será independiente”, sentenció.

La Corte, más fuerte que nunca: Zaldívar

Al Poder Judicial no le toca dirimir en la arena política sus sentencias; no es un partido de oposición y perdería neutralidad, afirma el presidente de la SCJN; rechaza que haya sumisión.

Al Poder Judicial no le toca dirimir en la arena política sus sentencias ni responder a los actores partidistas, pues no es un partido de oposición y porque perdería neutralidad. El papel de los tribunales hoy es buscar el equilibrio y garantizar los derechos humanos y constitucionales, afirmó Arturo Zaldívar, presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN).

En entrevista con Excélsior, y tras indicar que él no da recomendaciones ni instrucciones a los jueces, afirmó que cada juez, magistrado y ministro debe responder a las críticas que provengan del exterior a través de sus sentencias, garantizando así la independencia y solidez del Poder Judicial.

“No creo que la independencia del Poder Judicial y de la Corte esté cuestionada o esté en riesgo, lo único que sucede es que no les toca a los jueces competir en la arena política partidista. Nosotros no somos un poder que deriva del voto popular y de las luchas partidistas, somos un poder cuya legitimidad nos la da la Constitución y las decisiones que tomamos todos los días en beneficio de los derechos de la gente”, dijo al rechazar que sea ahora una Corte más débil. “Difícilmente hemos tenido una Corte más fuerte que ésta”.

Zaldívar, quien fue nombrado presidente de la Corte en enero, aseguró que “no es papel de la Corte, no es papel del Poder Judicial subirse a una arena pública a discutir con otros actores políticos sobre lo que hacemos, porque eso desvirtúa nuestra función, nos hace perder neutralidad y a la larga quien pierde es la sociedad. No nos toca a los juzgadores subir a aclarar cada cosa que se dice”.

Sobre los dichos del presidente Andrés Manuel López Obrador, respecto a la liberación de presuntos delincuentes, explicó que las críticas sobre el tema no son recientes.

“Incluso en el sexenio del presidente Felipe Calderón este tipo de declaraciones tuvieron mucha más fuerza y virulencia, esto es normal. Si nosotros vemos lo que dijo el presidente López Obrador, fue que habría que ver en qué casos hay deficiencias y que iba a poner a mi conocimiento las irregularidades.

“Si hay jueces que actúan indebidamente se procederá conforme corresponda, pero los jueces que estén actuando conforme a la Constitución, que son la inmensa mayoría, ese actuar de los jueces será siempre defendido, protegido y apoyado, tanto por la Corte como por el Consejo de la Judicatura”, puntualizó.

Sin embargo, Zaldívar Lelo de Larrea advirtió que en casos en que se tengan las pruebas de que juzgadores han incurrido en actos ilícitos, se sancionarán.

Respecto a las voces que han surgido para reformar el nuevo sistema de justicia penal, consideró que, si bien hay pendientes, en su momento se desaprovechó mucho tiempo, lo que resultó en retrasos.

“Volver al sistema anterior me parece que ya no es viable, sería un gravísimo retroceso. Era obtuso, oscuro, arbitrario, profundamente injusto, se hacía un uso y abuso político y de extorsión y se afectaba a la gente más desprotegida y pobre”, dijo.

Luego de explicar que al interior del PJF hubo mucha preparación para la operación del Sistema Penal Acusatorio, consideró como imperativo que quienes hagan las acusaciones ante un juez, lo hagan conforme a lo establecido en la Constitución.

¿Se busca mandar un mensaje con el tema de la destitución de jueces y magistrados? ¿Se está tratando de recuperar el tiempo ante un vacío de acciones en ese sentido?

Yo creo que era necesario combatir la corrupción en el Poder Judicial Federal, la mayoría de nuestras juezas, jueces, magistrados y magistradas son honestos, pero también tenemos problemas de jueces y magistrados que no lo son. La idea es, precisamente, a esos jueces y magistrados que no han actuado conforme y como debe de ser un juzgador y han incurrido en corrupción es sancionarlos, primero porque es lo que corresponde a cierta conducta, segundo porque creo que es una forma de generar confianza y legitimidad en la ciudadanía y en tercer lugar porque esto también implica defender a la mayoría de los juzgadores que son honestos. Sí, se manda en cierta medida un mensaje a la sociedad, pero también dentro del Poder Judicial de que la corrupción no va a ser tolerada, que se va a combatir con inteligencia y con energía, y hemos empezado a hacerlo; eso será la línea los cuatro años de mi administración.

¿Cómo externar que la austeridad llegó en verdad al Poder Judicial?

Vamos a demostrar que es un Poder Judicial austero y que estamos en una idea de reducir todos aquellos gastos que no son necesarios.

¿Qué sucede cuando la presión política se disfraza de malestar social?

La presión política siempre existirá y ha existido, el problema no es que haya presiones, el problema es si uno cede a las presiones. Presiones políticas ha habido siempre, desde que yo estoy aquí he recibido presiones muy importantes; las tuve en el caso de la Guardería ABC, las tuve en el caso de Florence Cassez y no cedí a las presiones, hice lo que estaba convencido que debía hacer y que era correcto. Cuando somos juzgadores no debemos escudarnos y justificarnos en que hay presiones, éstas pueden existir o no, lo que debemos hacer es lo que nos toca. Quiero ser muy claro, en este momento no hay presiones al Poder Judicial; está actuando con total autonomía y el Presidente ha sido absolutamente respetuoso de nuestra independencia.

¿No ve que pudiera haber una regresión a un sistema en donde el Congreso y el Judicial eran apéndices del Ejecutivo?

En este momento en el Poder Judicial no hay ni tengo motivos para pensar que hay una regresión y lo vamos a demostrar por nuestras sentencias; nuestras resoluciones demostrarán que somos autónomos y que somos independientes y que seguimos respondiendo cada uno de nosotros a los valores con los cuales estamos comprometidos. Cuando dictamos una sentencia, cada ministro o ministra tiene su propia ideología y es muy respetable, yo adelanto que votaré de la forma en que siempre lo he hecho, que seguiré comprometido con los valores con que siempre he estado comprometido y si algún día no lo hago, entonces sí que vengan y me reclamen y me digan. Mientras yo siga votando y comportándome con independencia, me parece que cualquier insinuación sobre que no somos independientes no deja de ser un chisme a veces mal intencionado. No hay ningún indicio, una sola resolución del Poder Judicial Federal, de Corte, de los tribunales colegiados o de los juzgados de distrito en que se pueda poner en duda la independencia judicial en este tiempo que lleva el nuevo gobierno.

¿Por qué se ha generado esa percepción, al jalar la madeja hasta dónde llega o cómo se generó la impresión de que este Poder Judicial es más débil que otros frente al Ejecutivo?

Difícilmente hemos tenido una Corte más fuerte que ésta, muchas cosas que estamos haciendo en esta administración no se habían hecho nunca en el Poder Judicial, no es una Corte más débil. Hay quienes parece que están interesados en generar un conflicto y en tratar de suplir lo que se perdió en las urnas a través de que la Corte los sustituya como oposición. La Corte no es un partido de oposición, la Corte es un tribunal constitucional y es un órgano equilibrado que tiene a su cargo la defensa del orden constitucional mexicano.

Que los analistas vean de dónde vienen esas opiniones que carecen de fundamento, si nosotros empezamos a tener una conducta en nuestras sentencias que no sea independiente, entonces que vengan las críticas porque es injusto, interesado y poco serio decir que el Poder Judicial es sumiso cuando no hay una sola evidencia, una sola sentencia donde se pueda acusar al Poder Judicial Federal de ser sumiso de ningún otro poder y de ningún otro poder fáctico porque el Poder Judicial debe ser independiente de los poderes institucionales pero también de los poderes fácticos. Reitero, me parece que estar especulando sin nada es poco serio y ético, esperemos los resultados; cuando nosotros, que no va a suceder, fallemos, entonces seré el primero en reconocer que nos equivocamos, pero eso no va a pasar, la Corte será independiente.

Hay quien ha destacado la necesidad de crear un tribunal constitucional, alterno a la Suprema Corte ¿es viable esto?

El Estado mexicano ya tiene un tribunal constitucional que es la Corte.

 

TRAYECTORIA

  • El pasado 2 de enero el ministro Arturo Zaldívar Lelo de Larrea fue electo por mayoría de siete votos como presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación para el periodo 2019-2022, en sustitución de Luis María Aguilar Morales.
  • Es abogado egresado de la Escuela Libre de Derecho y doctor en derecho por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).
  • Durante 25 años fue abogado postulante en materia constitucional y combinó su actividad con la vida académica.
  • Ha sido profesor de derecho constitucional en la Escuela Libre de Derecho, así como profesor a nivel posgrado en la misma institución, de materias relacionadas con el derecho constitucional y el derecho procesal constitucional.

CASOS POLÉMICOS

El ministro Zaldívar fue el encargado de elaborar proyectos de sentencia que generaron polémica:

  • Elaboró el proyecto con el que fue liberada el 23 de enero de 2014 la francesa Florence Cassez.
  • Propuesta de sentencia para permitir a cuatro personas el consumo lúdico de mariguana.
  • En 2009, el proyecto sobre el incendio en la Guardería ABC, el 5 de junio de 2009 en Hermosillo.
  • Proyecto para obligar al Poder Legislativo a elaborar una ley en materia de publicidad oficial.
  • El Estado puede interferir en la autonomía de los padres de familia para tomar decisiones por ellos.
Mostrar mas

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tambien puede ver

Close
Back to top button