Salud

Pérdida de cabello, gripe… así te avisa tu cuerpo que tus defensas bajas

Agencias

 

Últimamente, nos preocupamos más por aumentar nuestras defensas mediante el consumo de alimentos saludables que estimulan la producción de glóbulos blancos para “blindarnos” contra las enfermedades respiratorias, pero, ¿cómo saber si tus defensas están bajas? La pérdida de cabello y la gripe no es lo único que te avisa con tiempo.

Seguramente cuando te enfermas de gripe, lo primero que te dicen es que “se te bajaron las defensas” y en esto sí hay algo de cierto, pues, de acuerdo con especialistas de la Stanford Children´s Health, el trabajo del sistema inmunitario es mantener fuera del cuerpo a los patógenos infecciosos como ciertas bacterias, virus, parásitos y hongos.

Cuando el sistema inmune percibe una amenaza que pueda dañar nuestro cuerpo, activa unas células llamadas linfocitos, las cuales, son un tipo de glóbulos blancos que se producen en la médula ósea y se encargan de atacar a los organismos que son los culpables de las enfermedades, mayormente respiratorias.

 

¿Cómo reconocer que mi sistema inmune está debilitado?

 

Presta mucha atención a los siguientes síntomas, si notas que presentas más de uno, seguramente tendrás que reforzar tus defensas para evitar que te ataquen las enfermedades.

Infecciones recurrentes: puede ser amigdalitis, herpes, infecciones del estómago, diarreas o encías inflamadas, así también te avisa tu cuerpo que algo no anda bien en tu sistema inmune.

 

 

Enfermedades respiratorias simples, ¿cada cuando sueles enfermarte de gripe? Si es muy seguido, lo más recomendable es que acudas con tu médico para que revise tu nivel de glóbulos blancos porque tu sistema inmune no se defiende como debería hacerlo.

 

 

Cansancio excesivo: si te sientes agotada en cuanto te levantas o tras realizar el mínimo esfuerzo, es un claro ejemplo de que tus defensas están bajas.

 

 

Heridas que tardan en cicatrizar: una herida no debe tardar mucho tiempo en cicatrizar, ya que esto puede significar que tu sistema inmunitario no reacciona de una manera correcta y te deja vulnerable ante posibles infecciones.

 

 

Caída de cabello: aunque no lo creas, la pérdida de cabello también está relacionada al sistema inmune, ya que los linfocitos también son responsables de provocar que las células de la piel promuevan el crecimiento sano del cabello y si tu sistema inmune se encuentra debilitado, es muy probable que también presentes pérdida de cabello.

 

 

Como podrás darte cuenta, enfermarnos frecuentemente es una de las principales señales de que nuestro sistema inmune está debilitado, pero no es la única manera en la que podemos darnos cuenta, escucha a tu cuerpo y cuídate, porque tu salud es lo primero.

Mostrar mas

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *