Avance

Piden restauranteros de NL ampliar aforo al 75% y horarios

Solicita la Canirac Nuevo León operar hasta las 02:00 horas; afirma que estas medidas permitirán una rápida recuperación del gremio; ya van 25 mil empleos recuperados

NUEVO LEÓN. El gremio de los restauranteros de Nuevo León hizo un llamado a las autoridades del estado, para que les permitan ampliar el aforo de sus negocios y una ampliación de horario de cierre.

Defendiendo la aplicación de protocolos y medidas de higiene en sus establecimientos, Jorge Moeller, presidente de Canirac Nuevo León, llamó a las autoridades a que les autoricen ampliar el aforo del 60 al 75 por ciento de sus establecimientos y operar hasta las 2:00 de la mañana.

Estas medidas, dijo Moeller en entrevista con ABC Noticias, permitirían una mayor y más rápida recuperación del gremio tras el duro golpe que sus negocios han sufrido a consecuencia del Covid y las restricciones de salud

Esto, dijo, sumaría a alrededor de 25 mil puestos de trabajo que ya han podido recuperar de noviembre a la fecha.

Si nos permiten abrir al 75 por ciento y cerrar hasta las 2 de la mañana, yo creo que fácil se recuperan otros 10 mil, 15 mil trabajos” indicó.

Y, es que Moller defiende que a diferencia de las fiestas sin restricciones, los restaurantes han sido establecimientos que han apostado a cumplir con los mecanismos de higiene.

 

Esperan el 10 de mayo

Para la celebración del próximo 10 de mayo, dijo que entre 8 y 9 mil restaurantes de los 21 mil que había en 2019 estarán listos para celebrar el Día de la Madre… pero también enfrentan retos.

Si bien, Canirac Nuevo León reporta que se han podido recuperar 2 mil de los 10 mil restaurantes cerrados a finales de 2020, hay retos que actualmente enfrenta el sector.

Esos retos están relacionados, según dio a conocer Jorge Moeller, con la falta de certidumbre que a consecuencia de la pandemia, ha frenado la migración de trabajadores del sector.

Explicó que hay necesidad de cocineros calificados, valet parking, gerentes, entre otros puestos, sin embargo, el temor a los nuevos cierres hace que los trabajadores decidan no regresar a la ciudad.

Aunado a ello, comentó Moller, enfrentan  la dificultad del encarecimiento en el costo de los insumos.

Tremenda dificultad es la falta de certeza y la tremenda alza de los precios, la inflación por el alza de los hidrocarburos, de los granos, la inflación nos está matando”, señaló.

Mostrar mas

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *