Salud

¿Por qué algunas personas tienen el ombligo salido?

El ombligo es parte de nosotros, no lo vemos como una cicatriz, sino como una parte de nuestro cuerpo. Cada uno es diferente en tamaño, forma… pero, ¿por qué algunas personas tienen el ombligo salido.

Esa pequeña marca, casi a la mitad de nuestro cuerpo, es la prueba irrefutable de que nacimos de otro ser humano. La única huella que queda del cordón umbilical, el gran encargado de transportar oxígeno y nutrientes hasta nosotros y, básicamente, mantenernos vivos antes de “salir al mundo”.

Aunque lo veamos como una parte más de nuestro cuerpo, el ombligo es, quizá, nuestra primera cicatriz, derivada de cortar ese tubo que nos unía a nuestra madre. Pero que sea algo tan común no significa que no tenga secretos guardados.

¿De qué depende la forma del ombligo?

 

No todos los ombligos son iguales, y eso es porque cada cuerpo y tipo de cicatrización es diferente. Así es, más allá de si el doctor que te recibió (o tu papá), te dejó un ombligo bonito, depende de tu organismo el cómo luce.

Así lo explica el Dr. Trey EubanksJefe de Cirugía del Le Bonheur Hospital, en el sitio del hospital, desmintiendo la idea de que quien cortaba el cordón era el responsable de su forma final.

 

Y si lo pensamos, tiene lógica, pues el corte se realiza varios centímetros lejos de lo que será el ombligo. Entonces, sería la elasticidad de nuestra piel, la grasa debajo de la dermis y cómo se adhiere la cicatriz a los músculos, quienes determinaran la forma.

Aunque al parecer no son los únicos involucrados, pues de acuerdo a especialistas en cirugía plástica, también habría relación con el espacio de tu cuerpo entre la piel y la pared abdominal: a mayor espacio, ombligos más hundidos. ¡Eso lo explica todo!

¿Por qué algunas personas tienen el ombligo salido?

 

Muchos de los ombligos salidos se relacionan con 2 factores, una hernia umbilical de nacimiento o una pequeña infección en la base del cordón umbilical que no tuvo mayores complicaciones.

De acuerdo al Dr. Trey Eubanks, ambas situaciones provocan que un tejido “extra” se forme, dándole la apariencia de nudito o bultito que sobresale de la base del ombligo. Sin embargo, también dependerá de si tu ombligo es así de nacimiento o si se “ha salido” con los años.

En el caso de las hernias umbilicales de los bebés, si bien la mayoría sólo son una molestia, se deben vigilar, pues existe un pequeño riesgo de que el contenido abdominal se atasque en el saco de la hernia, llevando a una emergencia quirúrgica.

Mostrar mas

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *